Septiembre 21, 2018

Héroes en pijamas: frustración en pijamas

Septiembre 02, 2018

Tarde invernal de jueves, el último de Agosto. Llueve, no intensamente, pero lluvia al fin. Recordando un viejo libro médico que se encontraba en casa (La dieta médica Scarsdale) que decía que se debía salir a caminar todos los días, con lluvia, viento o granizo, acepto el desafío y comienzo la caminata, debidamente pertrechado a tal efecto, botas amarillas, capa de los Mignons y paraguas de Mary Poppins.


A medida que avanzan las cuadras recorridas empieza a segregar mi cuerpo una glándula llamada endorfina, que produce bienestar por el esfuerzo realizado, Sería algo así como el archienemigo del chocolate, que produce bienestar sin hacer ningún esfuerzo.

Ni bien terminaba de pensar ese equilibrio entre el bien y el mal observo, no sin sorpresa, un cartel enorme multicolor con tres figuras de un espectáculo que debería ser para niños.

Tres superhéroes llamados “Héroes en pijamas”, con nombres absolutamente inentendibles como Catboy, Owlette y Gekko en español.

Sin poder recurrír a ningún infante o al celular (lo tenía con poca batería) para que me desasne en ese instante comencé a imaginar, adivinar, suponer, elucubrar sus superpoderes.

Uno estaba claro. El del medio (después me enteraría que no es un él sino un ella, aunque con esto de la ausencia de género terminaría siendo un “elle”, pido disculpas a la revista francesa que sentó precedentes en el camino de la moda…) tenía que ser necesariamente un especialista en hacer omelettes, debía haber algún error gramatical con su nombre pero estaba resuelto.

Gekko, ese si me costó.  Luego de mucho pensarlo y de desechar varias opciones (algún DJ moderno, una localidad de República Checa, un pariente lejano del hombrecito del norte al cual se lo llena de valijas para traer prosperidad, entre otros) lo entendí, a la perfección, se trataba sin dudas de la propaganda o mensaje subliminal de una nueva marca de cerveza (“Tome Gekko y quede KO”). Listo.

Y por último, el primero, el más claro de todo , el “niño gato”, me remontó a una andanada de pensamiento que aún no puedo abandonar.

El niño gato debe ser hijo del hombre gato (“Catman” para los que desconocen la lengua del Shaspear, cuanta cultura…) y por lo tanto también hijo de Gatubela, deducción pura.

Y aquí empieza un desglose de superhéroes conocidos como Batman, Superman, Aquaman, etc…

A éste último nunca más se lo vio. Dicen las malas lenguas que puso un negocio de venta caños plásticos de agua en la localidad de Tornquist…

Siguiendo con estos superhéroes importados también estaban los nacionales, los del fútbol argentino. Houseman, que desbordada constantemente a sus archienemigos, Castroman que pregonada las mieses del régimen cubano en todas las canchas que supo pisar y posteriormente llegó Orteman cuyo superpoder era… bueno si, ése, tenía mucha suerte.

Es entonces que vino a mi memoria, mientras seguía pisando charcos y continuando mi húmeda caminata, un superhéroe de mi infancia que creía olvidado y ¿alegraba? mis tiempos de purrete: el hombre Logaritmo.

Flaco, con anteojos, desgarbado, con un traje verde ajustado al cuerpo (innecesariamente…) que tenía el símbolo “log” estampado por todos lados, es hasta el día de hoy que no se descubrió cuál era su superpoder. Algunos dicen que resolvía logaritmos con rapidez y periodicidad… otros que era un paladín de la justicia, otros que cebaba buenos mates dulces. Sin embargo, las opiniones estaban divididas: él decía que era un superhéroe y el resto de la gente que no. No trabajaba solo, claro que no.

Como buen superhéroe tenía un ayudante, petiso y muy servicial: Mantisa. Era prácticamente la décima parte del Hombre Logaritmo, en tamaño y efectividad. Lo importante es que era muy positivo y probablemente esa cualidad haya sido la que lo mantenía cerca de tremendo compañero…

Ya terminando, retorno a casa cansado y mojado hasta el tuétano, pero contento por las deducciones realizadas.

Lo encuentro a mi hijo y le cuento todo lo que descubrí de su dibujo animado preferido, que ahora lo podremos ver juntos, que es increíble la profundidad del mismo., cuántos argumentos para compartir, que alegría!...

Encaro el chocolate más grande que encuentro en la cocina, nunca el mismo tuvo tanto sabor a fracaso e ignorancia.

Ultimas Noticias

Ultimos Tweets

Maniac - Extreno 21 de Septiembre https://t.co/RFc4yvrzZ8
Cartelera del 20 al 27 de Septiembre https://t.co/juKXkSXH3H
La provincia realizó el encuentro de arte delirio en Vera https://t.co/EHQzER2b7s
"Necesitamos la victoria para la tabla y lo anímico" https://t.co/LjTJY6CBg6
Follow WWW.ROSARIOMIX.COM on Twitter

Galeria de Imagenes

Maniac - Extreno 21 de Septiembre

Cartelera del 20 al 27 de Septiembre

La EPE renueva la red subterránea de Rosario

La Municipalidad sumará controles y acciones preventivas durante el Día de la Primavera

"Necesitamos la victoria para la tabla y lo anímico"

Barbieri se siente listo

Transporte urbano: la Línea de la Costa vuelve el Día de la Primavera

Captain Marvel: trailer oficial subtitulado

Sony anuncia la consola PlayStation Classic con 20 juegos precargados

© 2018 RosarioMix.com Todos los Derechos Reservados